La rueda de la alimentación

Una buena alimentación es esencial para mantener un buen estado de salud. Para que la alimentación sea equilibrada conviene consumir, cada día, nutrientes de los diferentes grupos alimenticios, y aunque muchas veces el trabajo y el estrés del día a día nos hacen olvidar lo que hay que comer, existen recursos que ayudan a cumplirlo, como la rueda de los alimentos.

La rueda alimentaria es un recurso gráfico que ciertas instituciones u organismos proponen a la población para seguir una alimentación segura y equilibrada basándose en clasificar los alimentos en varios grupos de características nutricionales similares. Países como España, México, Reino Unido,Suecia o Alemania han utilizado tradicionalmente esta representación para la educación nutricional de la población. En los años 70 del pasado siglo se puso de moda en España una rueda de alimentos que databa de la década de los 50. Los valores de vida actuales y los cambios en la alimentación de los españoles han llevado a que la Sociedad Española de Dietética y Ciencias de la Alimentación (SEDCA) haya tenido que adaptar este sistema a las nuevas exigencias nutricionales. Se trata de una guía de alimentación que divide los alimentos en seis grupos diferentes, con distinto grado de protagonismo cada uno. La importancia relativa de cada uno de los alimentos se muestra según el tamaño del sector de la rueda. De esta forma, los que debemos consumir esporádicamente se presentan con un tamaño más reducido respecto de los de consumo más frecuente. El color también juega un papel muy importante en esta rueda: el verde colorea los alimentos reguladores, es decir, las frutas y verduras; el rojo representa los plásticos o constructores, como son los lácteos y derivados, las carnes, pescados, huevos, legumbres y frutos secos; y el amarillo se relaciona con los alimentos energéticos, tales como los cereales y derivados o la margarina, entre otros.

La rueda de los alimentos tiene distintas funciones, entre ellas:

  • Servir de herramienta didáctica para docentes.
  • Como recurso para el personal de hostelería (especialmente de colectividades) que les ayuda a confeccionar menús equilibrados en comedores para personas con diferentes situaciones vitales (escolares, ancianos, hospitalizados, etc.).
  • Elemento favorecedor de la comprensión de los conceptos básicos de la dieta saludable, incluyendo el papel de los distintos grupos de alimentos y de los elementos plásticos, energéticos y catalizadores presentes en los mismos.
  • Cuando es necesario hacer comprender la importancia del conjunto de la dieta para una alimentación saludable.
  • Cuando queremos enseñar ‘visualmente’ que hay diferentes tipos de alimentos según sus funciones en nuestro organismo.
  • Cuando necesitamos un recurso sencillo para enseñar a elaborar menús sanos válidos para las diferentes edades y circunstancias.

 

Para ver la rueda de los alimentos pincha aquí

Deja un comentario